Educación y apostolado escolar en Liberia: desafíos y logros

Misión
Typography

Cuando la Sociedad del Verbo Divino asumió su misión en Liberia, el Obispo pidió específicamente a nuestros cohermanos que participaran en el campo educativo. Nuestro cohermano Joseph Addai, con su experiencia en el campo educativo, fue asignado para supervisar el Apostolado de Educación y de Escuela en esta nueva misión.

Antecedentes y perfil del sistema escolar en Liberia
Durante el gobierno civil, resultado de las elecciones de 1997, hubo varias escuelas, colegios y universidades que se reabrieron. La mayoría de las escuelas del país están administradas por iglesias o misiones cristianas, entre las que se encuentran las Iglesias Católica, Metodista, Episcopal y algunas otras. Otras están bajo la supervisión del Sistema Escolar Cooperativo de Monrovia (MCSS). Debido a la falta de buenas carreteras en todo el país, la mayoría de las escuelas se encuentran dentro del área de Monrovia. Las misiones cristianas han abierto escuelas en otras partes del país. Sin embargo, la mayoría de los estudiantes sólo pueden darse el lujo de asistir a las escuelas o universidades públicas o gubernamentales debido a los altos costos que suponen las matrículas en las privadas. La mayoría de las escuelas administradas por el gobierno no son buenas, con pobres resultados de sus estudiantes. Esto se debe a los bajos salarios que se pagan a los maestros y a la falta de buenos materiales de enseñanza. Los profesores, en la mayoría de los casos, prestan poca atención a los estudiantes. A diferencia de las escuelas públicas o gubernamentales, las escuelas de las misiones privadas o de la iglesia ofrecen una mejor calidad de educación a la mayoría de los estudiantes.

Escuelas administradas por la SVD
La Escuela Secundaria Bishop Julie (BJHS) y la Escuela Primaria St. Philomena (SPS) son escuelas privadas pertenecientes a la Diócesis de Cape Palmas. Ambas escuelas son mixtas. Las dos escuelas están administradas por nuestro cohermano Joseph Addai. Hay 14 maestros a tiempo parcial en BJHS y 16 maestros a tiempo completo en SPS. Las dos escuelas tienen diez personas como personal de apoyo. A pesar de estas cifras, la población estudiantil ha disminuido debido a la enfermedad de Ébola, que causó que muchas personas huyeran de la zona. También hay restricciones financieras debido a la mala economía de Liberia.

Retos en la administración y logros
En BJHS, todos los profesores están a tiempo parcial. Por lo tanto, hay poca supervisión de los estudiantes en la escuela secundaria. Los profesores sólo enseñan y dejan a los estudiantes en el Campus. En la SPS, el mayor problema es el pago de las tasas escolares.La Asociación de Padres y Maestros (PTA) de la SPS prometió apoyar la Escuela en el futuro. El número de estudiantes que pasaron de curso fue de alrededor del 85%. Esta es una gran mejora con respecto a los años anteriores, teniendo en cuenta el brote de la enfermedad Ébola. Las dos escuelas interactúan con muchas organizaciones como las ONG, la UNICEF, ACTION AID, radios comunitarias, otras escuelas, las autoridades del Condado de Grand Gedeh y otras personas particulares. Estas relaciones son cordiales y gratificantes para las dos escuelas. BJHS y SPS también se han beneficiado del suministro de equipos para la enseñanza y el aprendizaje. Nuestras escuelas participan en competiciones académicas, actividades deportivas y similares. Ha habido una buena relación de trabajo con la Secretaría de Educación Católica (CES). Durante el curso académico se han organizado varios talleres para profesores, administradores y programas de formación con certificados. Estos programas han tenido impacto en nuestras escuelas, como la actitud positiva del personal hacia el trabajo, un mayor interés por el mantenimiento de los registros, la planificación de las lecciones y la importancia de un sistema de control y equilibrio, entre otros.

Necesidades actuales
La SPS necesita más aulas y una biblioteca para evitar el hacinamiento, especialmente en las aulas. El techo de asbesto en BJHS necesita ser reemplazado debido a fugas. Y lo más importante, hay que aumentar los salarios de los maestros para que sirvan como incentivo para alcanzar mejores resultados y se trabaje más y mejor. El P. Joseph está agradecido al CES por su supervisión y apoyo a los maestros a tiempo completo y a tiempo parcial. Agradece la inmensa contribución de organizaciones e individuos que fueron fundamentales en los logros de este año, tanto en la BJHS como en la SPS.

Por: Fr. Joseph Addai, SVD

Sign up via our free email subscription service to receive notifications when new information is available.